5
Nuestros agentes
en Europa
Carta del Presidente
ranscurridos cerca de
dos años desde mi
nombramiento como
Presidente del Consejo General de
los Agentes Comerciales de Espa-
ña (CGAC), en eso que llaman
ecuador, no puedo sino transmi-
tiros mi satisfacción por el apoyo
y la involucración con la que, des-
de los Colegios de toda España, se
han acogido los proyectos comu-
nes que a propuesta del Consejo
que presido se han emprendido e
impulsado por el bien de nuestra
organización colegial y el futuro
de nuestra profesión.
Gracias a este esfuerzo colectivo
podemos decir que “nuestros co-
legiados cuentan en Europa”. La
integración de los agentes comer-
ciales españoles, representados
por el CGAC, en la asociación in-
ternacional IUCAB nos abre un
camino lleno de oportunidades
para mejorar nuestras perspec-
tivas comerciales en
nuevos mer-
cados en 20 países del mundo
.
Además, la IUCAB ya ha asumido
como suyos los proyectos que les
hemos presentado desde España
para mejorar el ejercicio de la pro-
fesión en los mercados interna-
cionales, como su propio presi-
dente explica en las páginas de
este número de la revista.
Exportamos a Europa una nueva
filosofía que hemos comenzado
a poner en práctica este año con
gran éxito: la de
compartir y po-
ner en común los servicios de ca-
da colegio
con el resto de los co-
legiados. Sólo así se logrará una
organización fuerte y cohesiona-
da ante los retos del presente y el
futuro. Disfrutamos, gracias a es-
te esfuerzo, de ventajas en la en-
trada a Ferias y del acceso a una
amplia red de despachos y salas
de reuniones que ya quisieran pa-
ra sí los mejores centros de nego-
cios de nuestro país. Pero es sólo
el principio.
Quiero destacar también las pa-
labras del asesor jurídico del Con-
sejo, el prestigioso letrado
Fran-
cisco Aparicio Valls
,
quien asegu-
ra en la entrevista que se publi-
ca en esta revista que “El futuro
de los Colegios pasa por aunar in-
fraestructuras y obtener sinergias
de funcionamiento común. Hay
que adaptarse a la realidad”. No
puedo estar más de acuerdo con
una afirmación que pone el acen-
to en una necesidad insoslayable
e inaplazable por el bien de nues-
tra organización colegial.
De todos estos asuntos, entre
otros muchos relacionados con
nuestra vida colegial, nuestra pro-
fesión y otros temas, damos cum-
plida cuenta en este tercer núme-
ro de
La Revista de los Agentes
Comerciales de España
en cuyas
páginas convendrán conmigo en
que se siente el pálpito de una
profesión y de unos colegios más
vivos y dinámicos que nunca.
Transcurridos cerca de dos años desde mi
nombramiento como Presidente no puedo
sino transmitiros mi satisfacción por el
apoyo y la involucración de los Colegios
MANUEL MAESTRE
PRESIDENTE DEL CONSEJO GENERAL
DE AGENTES COMERCIALES
T
La
Revista